Mostrando entradas de Aprender

Cómo buscar colegio con bachillerato en Madrid

miércoles, 20 de marzo de 2019


Elegir colegio es una de las cuestiones que más nos preocupan de la educación de nuestros hijos. Toma nota de los datos que tienes que tener en cuenta en las etapas educativas de Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato para buscar centro escolar. Sigue leyendo »

Cómo estimular las habilidades escolares a través del juego

lunes, 25 de febrero de 2019


Jugar es la forma innata de aprendizaje. Es por eso que después de una agotadora jornada escolar en la que el juego no siempre está tan presente como nos gustaría, la mejor manera de que nuestros hijos sigan aprendiendo es a través de juegos educativos. A continuación descubrirás varias opciones lúdicas para potenciar distintas habilidades escolares. Sigue leyendo »

Cómo buscar y elegir el mejor colegio para tu hijo

lunes, 31 de marzo de 2014

Cómo buscar el mejor colegio para tu hijo
Cómo buscar el mejor colegio para tu hijo

Cómo buscar el mejor colegio para tu hijo es el gran quebradero de cabeza cuando los niños tienen entre dos y tres años. Todos los que hemos pasado por ello no tenemos un especial buen recuerdo del momento. Las dudas de estar eligiendo lo mejor y una vez tomada la decisión cruzar los dedos para que entre en el colegio que queremos.

Así que nos solidarizamos con los que están pasando por ese momento, como es el caso de Laura del blog Entremadres que cuenta cómo está siendo su propio proceso de búsqueda en su "operación colegio".

Tener una lista de criterios para buscar colegio
El mejor colegio no es el mismo para todos los niños, también depende de los gustos, necesidades y circunstancias concretas de cada familia. Yo hice una lista de 8 criterios básicos que se pueden tener en cuenta para buscar colegio. Aunque sí que es posible valorar algunos aspectos, creo que en cada familia se hará de distinta forma. Incluso la lista de criterios a evaluar también puede variar de unos padres a otros.

Por ejemplo, una familia que vive en un entorno rural no tendrá tantas opciones entre las que elegir, seguramente la decisión se puede reducir a homeschooling o el colegio del pueblo y en la mayoría de los casos esa disyuntiva ni se presenta porque muchas veces nos ceñimos más a lo clásico y conocido como es la escuela de toda la vida porque nos da más seguridad.

Conocer otras posibilidades como las pedagogías alternativas
Para mí, por el contrario, las posibilidades se multiplican cada vez más, pues yo misma estoy abierta a más opciones que antes también existían o estaban ahí pero yo ni conocía. Sin embargo, me encuentro más condicionada por el camino escolar de mi hija mayor. Y es que, muchas veces, el recorrido académico de los hermanos mayores va marcando, tanto para bien como para mal, el de los hermanos pequeños aunque sólo sea por cuestiones de practicidad y comodidad.

Sin embargo, aún cuando no nos decantemos por otros tipos de educación escolar, creo que conviene conocer las pedagogías alternativas de las que hablo en el artículo que escribí para la Fundación Melior "En busca del colegio perfecto", porque nos puede interesar aplicar algunos de sus principios en casa. En ese artículo hay una aproximación a esa diversidad de pedagogías con recursos que te pueden ayudar a profundizar más si te interesa y con los valiosísimos testimonios de dos madres que tienen una relación mas directa con esas otras posibilidades de educación.

Pedir recomendaciones y comprobar por uno mismo
El pedir recomendaciones de los coles que estás valorando para llevar a tu hijo es fundamental y muy útil como primera referencia, pero en mi opinión no exclusivo. Nadie se compra el coche que tiene el vecino sin ir al concesionario a verlo por sí mismo y probarlo. Así que a mí no me cabe en la cabeza que unos padres lleven a su hijo al colegio al que va su "vecinito" porque los papás están muy contentos y eso sea ya argumento suficiente como para no mirar más y ni siquiera visitarlo por sí mismos, sin embargo ocurre.

Siempre que alguien me pregunta por un colegio, le aconsejo que lo vea por sí mismo y juzgue, pues creo que más allá de lo que nos cuenten, como las propias impresiones y la información de primera mano, no hay nada.

Un colegio para toda la vida
El proceso de buscar colegio puede resultar tan estresante que muchos padres ya buscan un colegio para toda la etapa escolar de sus hijos hasta la universidad. Incluso lo hacen desde el momento que buscan guardería, pues hay muchos colegios que ya tienen guardería. Supongo que también eso es fruto de buscar seguridad en nuestra vida, parece que el programar cómo va a ser el futuro nos da más tranquilidad. Sin embargo los acontecimientos están demostrando que es importante ser resiliente.

En casa nos decantamos por un colegio público y que por lo tanto sólo abarca hasta la primaria. Sin embargo, llevar a tu hijo a un colegio que tiene educación secundaria tampoco tiene porque implicar que vaya a cursar en él hasta el bachillerato. Supongo que tenemos que darnos la posibilidad de equivocarnos al buscar colegio y cambiar si fuera necesario, a muchos niños les pasa que cambian durante sus primeros cursos de educación infantil y se adaptan sin ningún problema. Por ejemplo Bea, aunque ya tiene a sus hijas escolarizadas, aún se pregunta si van al colegio adecuado.

Y vosotros ¿Cómo fue o está siendo vuestra búsqueda de colegio perfecto para vuestros hijos? ¿Ya habéis encontrado el que os gusta o aún os preguntáis si es el adecuado?

8 criterios a tener en cuenta para buscar colegio

martes, 25 de marzo de 2014

8 criterios para buscar colegio
8 criterios para buscar colegio
Ocho criterios para buscar colegio
En la ardua tarea de cómo buscar el mejor colegio para tu hijo, conviene tener en cuenta distintos aspectos a valorar. Yo hablo de ocho variables, pero esta lista puede aumentar o incluso disminuir, según las necesidades, criterios y circunstancias de cada familia.
  1. Cercanía: Para mí fue uno de los aspectos más importantes, al vivir en una ciudad grande no quería que mis hijos se la recorrieran todos los días de punta a punta y esto además luego condiciona mucho su vida social cuando por ejemplo son los cumpleaños de los amigos. Pues se agradece que la mayoría de las fiestas sean en el barrio o que el resto de invitados residan también por la zona y nos podamos coordinar con otros papás.
  2. Tipo de alumnado: La sociedad actual es multicultural y siempre que la "microsociedad" del colegio sea reflejo proporcional del barrio en el que se reside, lo veo muy enriquecedor. Para mí es fundamental que mis hijos no vivan en una burbuja no acorde al tipo de personas que nos encontramos en el mundo en el que vivimos. Así que mi hija ha aprendido a decir los números en árabe y respeta la diversidad cultural o de cualquier otra índole de sus compañeros.
  3. Instalaciones: No es un elemento tan importante, aunque para mí es básico tener un mínimo, pues algunos colegios que conozco no tienen ni gimnasio para la clase de educación física.
  4. Idiomas: Aquí creo que todos lo tenemos claro y que los idiomas ya son un imprescindible, así que, lógicamente y en términos generales, este es un factor clave. Sin embargo, la enseñanza de asignaturas en otros idiomas puede llegar a ser un inconveniente para alumnos con necesidades especiales por ejemplo.
  5. Nuevas tecnologías: No tengo mucha experiencia en este ámbito, pues en el colegio de mi hija no usan tablet y aquí hay diversidad de opiniones y gustos. Sin embargo, parece lógico que se vayan implantando estos soportes también en la enseñanza, cuando las nuevas generaciones son nativos digitales. Por ejemplo, que tengan pizarras digitales (en el colegio de mis hijos sí que hay) lo veo un adelanto pues este tipo de soportes facilitan el acceso a multitud de recursos escolares. Aunque lo más importante es que los docentes sepan aprovecharlos.
  6. Educación religiosa: Pues aquí de nuevo entra el gusto de cada familia, mis hijos van a un colegio público y por lo tanto no es religioso, aunque sí que tiene la asignatura de religión como en todos los colegios.
  7. Cuestiones normativas como el uso de uniforme o no: Otro punto de discrepancia, pues se suele identificar como símbolo de educación tradicional estrictamente reglada. Sin embargo, muchos padres lo ven más como un elemento práctico a la hora de vestir a los alumnos en el día a día. En cualquier caso, la dicotomía uniforme sí, uniforme no, siempre puede suscitar un acalorado debate y en realidad se trata de un factor bastante secundario que depende más de los gustos de cada familia. Incluso conozco alguna madre que estaba en contra y se implantó en el colegio al que asistían sus hijas que tuvieron que vestirse con el uniforme. Finalmente, esta madre cambió de opinión al comprobar por sí misma que era muy cómodo. Sin entrar en polémica, en el colegio de mis hijos lo llevan y yo lo encuentro comodísimo y muy práctico.
  8. Tipo de pedagogía: Una buena pedagogía es aquella que mira al sujeto desde su contexto cultural, social y familiar, y por supuesto, toma en cuenta los factores políticos, económicos y religiosos que lo constituyen. Hace décadas, la educación escolar se reducía a la posibilidad de estudiar o no y la enseñanza y el aprendizaje reglado eran incuestionables. Sin embargo se están empezando a tener en cuenta las pedagogías alternativas a la hora de elegir un colegio, y es que este aspecto puede ser determinante para que un alumno se desarrolle con éxito en su proceso de crecimiento personal o por el contrario frustre su aprendizaje.

    Aún cuando no nos decantemos por otros tipos de educación escolar, creo que conviene conocer como pueden ser las pedagogías alternativas de las que hablo en el artículo que escribí para la Fundación Melior "En busca del colegio perfecto", porque nos puede interesar aplicar algunos de sus principios en casa. En ese artículo hay una aproximación a esa diversidad de pedagogías con recursos que te pueden ayudar a profundizar más si te interesa y con los valiosísimos testimonios de dos madres que tienen una relación más directa con esas otras posibilidades de educación.
¿Qué os parece esta lista de criterios a tener en cuenta para buscar colegio? ¿Os parece útil? ¿La vuestra es más corta o más larga?

Cómo aprender geografía con los niños de forma fácil y divertida

jueves, 16 de enero de 2014

Está claro que la forma más fácil de aprender geografía es viajando y ni aún así porque podemos llevar a nuestros hijos de un sitio a otro, pero no sabrían ubicarlos en un mapa.

Cuando vi este mantel resinado, que no hule, lo tuve clarísimo, lo teníamos que tener en nuestra cocina. Así, yo desayuno en las Islas Canarias y mi hijo Bruno cena todos los días en Menorca. ¿Hay una forma de viajar más fácil que esta? ;)

Mantel de mapa de españa
Mantel de mapa de España
Desde el momento en que mi hija vio el mantel en la mesa, este despertó su curiosidad y empezó a preguntar dónde estaba un sitio y otro. La verdad que ella tiene ocho años y aún no está estudiando nada de geografía en el colegio, pero creo que con su edad, esta es una forma muy sencilla y casual de que vaya familiarizándose con la ubicación de los distintos lugares de nuestro país. Para Bruno, con tres años, poder entender el concepto tan abstracto de los mapas, creo que es un podo difícil.

Bruno cenando en Menorca
Bruno cenando en Menorca
Cómo aprender geografía sin estudiar
Además he pensado que con cada desayuno, comida o cena, podríamos plantearnos aprender una comunidad autónoma con sus provincias y sus gentilicios o algo así, un poco de forma casual y lúdica, ya os contaré si lo vamos haciendo y qué tal nos resulta.

Poco después vi que en un popular supermercado vendían unos protectores de escritorio con el mapamundi y pensé que sería el complemento ideal para nuestro mantel con el mapa de España, así que compré uno para el escritorio de mi hija Carmen y le encantó.

Dónde estamos en el mundo
Con el mapamundi le he podido explicar la ubicación de nuestro país en el mundo y ha podido ver su tamaño y ubicación en relación al resto de países. Además gracias a las nuevas tecnologías de las pantallas táctiles que con dos deditos agrandas una foto en un determinado sitio, creo que ha comprendido que el mantel de España es como si con dos deditos coges la península en su mapamundi y lo agrandas ahí concretamente.

Además el protector de escritorio con el mapamundi es muy completito y viene con los países agrupados por continentes y con sus correspondientes banderas, superficie del territorio y número de habitantes. Así a Carmen le llamó la atención que las banderas de Francia y de Italia sólo se diferenciaban por un único color y el resto eran totalmente iguales.

A partir de ahora podremos señalarle en el mapa a qué lugares viajamos, tanto dentro como fuera de nuestro país. Los dos mapas son geopolíticamente totalmente actuales, algo importante para aprenderlo bien todo. Además creo que tanto al Padredefamilia como a mí nos vendrá bien para refrescar conocimientos geográficos que a veces estamos un poco peces :P


¿Qué os parece esta forma de aprender los países y familiarizarse con la geografía? ¿Vosotros cómo enseñáis a vuestros hijos geografía?