Cómo estimular las habilidades escolares a través del juego

lunes, 25 de febrero de 2019

Jugar es la forma innata de aprendizaje. Es por eso que después de una agotadora jornada escolar en la que el juego no siempre está tan presente como nos gustaría, la mejor manera de que nuestros hijos sigan aprendiendo es a través de juegos educativos. A continuación descubrirás varias opciones lúdicas para potenciar distintas habilidades escolares.

Juegos didácticos para estimular

Educar hoy es un auténtico reto al que se suma la alta exigencia académica. El problema que se presenta en colegios es que se intenta llevar al mismo ritmo a todos lo alumnos, lo que es un fracaso ya que el nivel de maduración y desarrollo no es el mismo para todos los niños.

Como madre de un niño con necesidades, constantemente estoy explorando distintas opciones de estimulación. Es una estupenda manera de garantizar continuas oportunidades de aprendizaje lúdico y de entretenimiento pedagógico para todos los niños en el entorno natural de su hogar.

A continuación te muestro nuestras últimas adquisiciones de juegos infantiles que estamos disfrutando en casa y que garantizan un aprendizaje experiencial. Nos hicimos con estos productos en la web www.materialescolar.es, dónde podréis disfrutar de un descuento del 5% en vuestras compras introduciendo el código:

NOSINMISHIJOS-5

Juego de adivinanzas, rimas y trabalenguas

Estimulación de la lectura

La enseñanza de la lectoescritura (lectura y escritura) no debería iniciarse hasta llegar a educación primaria (6 a 12 años) o como mucho en el último año de educación infantil (3, 4, 5 años), pero sólo si el niño tiene buen conocimiento de las palabras y hay un verdadero interés en leer. Pero eso es la teoría y la práctica de los centros escolares es otra.

Por nuestra parte, lo que podemos hacer en casa es presentar materiales divertidos y atractivos más allá de las clásicas cartillas de lectura.

Cartas de adivinanzas, rimas y trabalenguas

Este juego de la marca Henbea consiste en unas bonitas tarjetas de adivinanzas, rimas y trabalenguas y puede ser muy estimulante. Contiene composiciones lingüísticas que son parte de nuestra cultura y de nuestra infancia, como por ejemplo:

"Cucú cantaba la rana, cucú debajo del agua, cucú pasó un caballero, cucú con capa y sombrero"

Son lecturas breves, fáciles de recordar y muy divertidas. El juego contiene 24 tarjetas y la edad recomendada es a partir de los 2 ó 3 años.

Juego para aprender a dibujar

Estimulación de la escritura

La grafomotricidad se basa en la habilidad de la psicomotricidad fina (capacidad de mover con destreza y coordinación las manos y los dedos) y es el paso previo a la escritura. Así que si el objetivo es que el niño escriba, primero habrá que estimular esas destrezas en las manos.

El juego Yo aprendo a dibujar de la marca Diset ayuda a desarrollar la concentración, mejorar la capacidad ojo-mano y la motricidad fina. Se trata de un pupitre-maletín con base luminosa con 20 láminas borrables, rotulador y esponja para practicar los primeros trazos y dibujos de forma fácil y divertida.

La luz funciona como sistema autocorrectivo para saber si el trazo es correcto. También se puede utilizar al principio como ayuda para reseguir los trazos que hace visibles. Además, el pupitre es a su vez un maletín que permite guardar dentro todo el material. En casa lo usan tanto Ángela como Bruno y a los dos les encanta dibujar en las láminas.

Libro de caligrafía lettering


Pero sin duda alguna cuando la capacidad de escritura está más que adquirida y lo que se quiere es hacer una letra bonita como le pasa a mi hija Carmen, es hora de adentrarse en el mundo del lettering.

Libro de caligrafía creativa


Este libro de caligrafía creativa de Rubio, tiene 150 páginas que empieza con ejercicios sencillos y sube de nivel poco a poco hasta llegar a la fase de experto en la que se desliza el rotulador pincel de la mejor forma.

Estimulación matemática y lógica

Por su parte, el aprendizaje matemático ocurre alrededor de los 3 años con el reconocimiento de los números.

Juego de sumas y restas

A los 4 o 5 años, cuando ya se ha adquirido el conocimiento de los números, se empieza a conocer el concepto de sumar y hacer sumas sencillas de una cifra. También es a esta edad, cuando los niños comienzan a restar.

Este juego didáctico de la marca Goulaves muy manipulativo y es perfecto para relacionar la cantidad (las anillas) con la imagen de puntos y la grafía del número. Una forma de que los más pequeños aprendan a sumar y a restar de forma divertida. A Bruno le gusta mucho comprobar de forma manipulativa el resultado de las operaciones de sumas y restas.


Juegos infantiles para estimulación

Y vosotros ¿tenéis algún juego educativo en casa? Son ideales para los fríos días de invierno en casa.

#Nosin tus comentarios 0

Publicar un comentario

#Nosin tu comentario!!! ;)