Cómo pasear en carrito a tu bebé cuando hace calor

0

jueves, 17 de septiembre de 2015

Yo he salido con mi bebé a la calle desde el primer momento, pero no fue hasta los quince días que hicimos un paseo algo más largo. Mis otros hijos nacieron en invierno, así que iban bien abrigados dentro de su capazo. Por supuesto, las necesidades cuando paseas a un bebé en verano son completamente diferentes.

Lo mejor cuando hace calor es intentar pasear por zonas de sombra, pues caminar bajo el sol puede ser abrasador tanto para el bebé como para la madre. Sin embargo estar permanentemente a la sombra es un poco difícil.


Paseo veraniego de mi bebé en nuestro carrito Hip Hop Tech de Bébécar Paseo veraniego de mi bebé en nuestro carrito Hip Hop Tech de Bébécar

Cubrir el cochecito del bebé con una tela para protegerlo del sol no es una buena idea

Muchos padres tapan con una tela el capazo para proteger al bebé del sol, práctica que se ha demostrado puede ser muy peligrosa. Un estudio realizado por el sueco Svante Norgren, pediatra del Hospital Astrid Lindgren en Estocolmo, concluye que al colocar una manta o una tela colgando de la capota del carrito impide la circulación del aire y genera un efecto invernadero, algo muy peligroso para el bebé.

Según los experimentos realizados en el estudio, si un carrito al sol alcanza los 22 grados de temperatura, tras media hora de exposición tapado con una manta, la temperatura llega a los 34 grados, y los 37 grados después de una hora. Es decir, 15 grados más al cabo de una hora.

En opinión del médico, esta forma tan utilizada de conseguir sombra para el bebé, puede estar incluso relacionada con el Síndrome de la Muerte Súbita del Lactante, cuya incidencia aumenta en condiciones ambientales de mucho calor. Svante explicó que "si un niño se pone demasiado caliente entonces el niño puede pensar que está de vuelta en el útero, por lo que puede parar la respiración."

La capota con rejilla de ventilación del capazo i.Bob de Bébécar La capota con rejilla de ventilación del capazo i.Bob de Bébécar

La importancia de que el bebé tenga una buena ventilación en su carro

Con mi tercer bebé me he dado cuenta de lo útil que es que la capota del capazo tenga una amplia visera que amplíe la sombra de protección del bebé y una abertura de rejilla que permita la libre circulación de aire y ventilación, tal y como ocurre con el capazo i-Bob de Bébécar. Además, también tiene un sistema de ventilación con una rejilla regulable en su base y el tejido interior permite la ventilación y el aislamiento térmico y acústico tanto en invierno como en verano.

La capota del grupo cero de Bébécar también tiene una rejilla para evitar acumulación de calor. Por su parte, la de la hamaca es muy grande para proteger tanto del sol como del frío y tiene una cremallera que permite reducirla a un pequeño toldo cuando no se necesita tanta superficie de capota.

Paseando por Madrid a mi bebé en el carrito Hip Hop Tech de Bébécar Paseando por Madrid a mi bebé en el carrito Hip Hop Tech de Bébécar

¿Solías cubrir el carro de tu bebé con alguna tela para protegerlo del sol? Ahora ya sabes que es mejor no hacerlo.

#Nosin tus comentarios 0

Publicar un comentario en la entrada

#Nosin tu comentario!!! ;)