10 Ventajas de ir de vacaciones familiares a un hotel

jueves, 21 de julio de 2016

Después de haberte hablado de 6 lugares para ir de vacaciones familiares y ahorrar, te quiero hablar de 10 ventajas que tiene ir a un hotel con niños, pues cada opción tiene sus puntos fuertes.


  1. Viajas ligero de equipaje. Tanto si te vas al Caribe al otro lado del océano como si te vas a un hotel en Sitges, no te tienes que preocupar por trona, cuna de viaje, sábanas ni toallas. En el hotel te lo proporcionan todo, hasta el gel y champú y el secador para el baño. Así que no tienes excusa para no proponerte preparar el equipaje que te hace libre y tener buena organización.

  1. No tienes que hacer ni la cama. Todas las mañanas te limpian y arreglan la habitación. Tú te vas a desayunar con tus vástagos y dejas detrás de ti la habitación hecha una leonera. Cuando vuelves te encuentras de nuevo una habitación digna de una revista de decoración.

  1. No hay que ir al super ni cocinar. Si contratas pensión completa vas a mesa puesta y el buffet del desayuno suele tener mucha variedad. Es una tranquilidad tener solucionado el tema de las comidas con los peques.

  1. Tampoco tendrás que poner lavadoras. Si necesitas servicio de lavandería tendrás que pagar un extra, pero estás de vacaciones y hay que despreocuparse.

  1. Te tratan a cuerpo de rey. Normalmente en un hotel hay un amplio personal en plantilla que está pendiente de todas las necesidades de los huéspedes para mimar y ayudar en todo lo que necesiten a su clientela.
  2. Tienes atención las 24 horas, así que si de repente crees que tu hijo tiene fiebre a las dos de la mañana o bien te ha entrado hambre, llamas a recepción y te ayudarán en todo lo que puedan y te informarán de todas las dudas que tengas.

  1. Estás en una ubicación estratégica. Los hoteles suelen estar bien situados en un lugar cercano a las principales atracciones turísticas de la ciudad o las mejores playas y parajes naturales. Si no están cercanos lo suelen compensar con una muy buena comunicación de transporte.
  2. Disfrutas de buenas instalaciones. En los hoteles suelen tener zonas comunes para uso y disfrute de los huéspedes como puede ser la piscina climatizada, de exterior o ambas. A veces incluso tienen spa y gimnasio. También, cada vez es más común que tengan un espacio habilitado para los más pequeños con todo tipo de entretenimientos, e incluso con personal cualificado para divertir y cuidar de los niños.

  1. Tienes servicios extra para contratar: Los hoteles suelen tener servicios extra, cada uno los suyos según en lo que se especialice. Por ejemplo, pueden organizar visitas o excursiones guiadas a sitios de interés turístico, tener alquileres de bicicletas, servicio de canguro para cuidar a los niños o bien espectáculos para amenizar tus veladas, entre otros.
  2. Puedes colgar el cartel de no molestar. Si lo que quieres es aislarte del mundanal ruido para estar tranquilos y que tu peque pueda echarse la siesta, siempre puedes colgar el cartel de "no molestar".


A mí de las cosas que mas me gusta cuando vamos a un hotel es que me hagan la habitación y no preocuparme por el desayuno ni nada y para ti ¿cuál es tu ventaja preferida?

#Nosin tus comentarios 0

Publicar un comentario

#Nosin tu comentario!!! ;)